CUENTA ATRÁS PARA QUE LAS ITV CONTROLEN LA ELECTRÓNICA DE LOS VEHÍCULOS

A partir de mayo de 2018 todas las ITV de España incrementarán sus pruebas de inspección con nuevos métodos de control de emisiones y electrónica del coche.

  

La ITV será más rigurosa a partir de mayo de 2018 en toda Europa. Los vehículos serán sometidos a controles de emisiones y también de la parte eléctronica. La normativa se publicará en mayo de 2017 y se comenzará a aplicar justo un año después.

La norma, en proceso de elaboración, no ha concretado aún la totalidad de componentes electrónicos que se supervisarán. Lo que sí es seguro es que se aprobará en mayo de 2017 y que todos los centros de ITV deberán  acomodar sus centros con los equipos necesarios y formar al personal para comenzar con este nuevo sistema de trabajo en 2018.

Las ITV podrán acceder a las centralitas de los coches para de esta forma poder controlar y verificar de manera precisa cualquier fallo del vehículo y catalogarlo, una vez revisado, de defecto leve o grave, como actualmente se está haciendo con el resto de los elementos que se revisan del coche a su paso por la inspección técnica obligatoria.

“Nuestra preocupación es garantizar la seguridad de que lo que llevas en el vehículo es fiable”, explica Luis Rivas, secretario general de AECA-ITV, la patronal de las estaciones de inspección técnica de vehículos en España.

Otra de las modificaciones importantes a la hora de pasar la ITV es el nuevo control de emisiones OBD, con el fin de disminuir los niveles de emisiones producidos por los vehículos a motor. Habrá que comprobar si con los nuevos requisitos de control hubiese bastado para evitar fraudes como el escándalo Volkswagen de las emisiones -o Dieselgate-.  

 

 

 

Fuente : Autofacil